These shoes are made for walking

Bueno, en realidad eran "these boots" pero en este caso vamos a hablar de zapatos. Zapatos de novia. No sé si alguien se perca...

Bueno, en realidad eran "these boots" pero en este caso vamos a hablar de zapatos. Zapatos de novia.


No sé si alguien se percató de que en nuestro país recién hace un tiempito que las marcas de zapatos empezaron a idear modelos para novias. Quizás es un mercado un poco complicado, porque la mayoría, si gasta, quiere que los zapatos puedan ser reusables para otras ocasiones y no queden acompañando al bellísimo vestido que fue fabricado para ser utilizado una sola vez. 

Cuando empecé a planear mi boda, los zapatos fueron una de las primeras cosas en las que pensé (probablemente sea porque soy fan del género y muchas veces mi vestimenta se basa en lo que decido ponerme en los pies). Tuve la suerte de que mi papá viajaba al exterior por trabajo y, como siempre fui un poco compulsiva de las compras online, me puse a buscar lindos diseños en la web. Me encontré con un vendedor en Ebay que tiene un gran outlet de diseñadores como Jimmy Choo, Badgley Mischka, Manolo Blahnik  (lo que hizo mi decisión bastante complicada), y, lo más lindo e interesante, los tenía a precio casi de costo. Quiero decir, si acá un par de zapatos de marca (que no le llegan a los talones a los diseñadores que acabo de mencionar) estaban en liquidación, este vendedor ofrecía estos modelos a la mitad de un precio de liquidación de acá (¿se entendió?). 

Después de hacerme algunos planteos que suelo hacer, querer cortarme las venas con una galletita por pagar los precios irrisorios que pagamos por la ropa en Argentina, y de cansarme la vista de mirar modelos y modelos de zapatos, encontré el par perfecto, de Badgley Mischka, que, créanme, decían mi nombre. 

Pero como sé que gracias a los impuestos aduaneros y a las trabas para entrar cosas al país y que no todas tenemos justo a alguien que viaja y nos puede traer zapatos, les voy a contar un poco de lo que se está haciendo de novias en diseño argentino. 

Lomm es una marca con sede en Buenos Aires que en mi opinión, tienen unos modelos muy lindos y además te dan la posibilidad de armarte tu propio diseño (dentro de una serie de estándares que manejan ellos). Varias famosas los han usado, y si yo no me hubiera comprado los anteriormente nombrados, probablemente hubiese acudido a esta marca (http://lomm.com.ar/novias/).

Otra opción bien de acá es la firma local Mary Roose, que viene pisando fuerte en el ámbito nacional, y que fue la elegida de Luisana Lopilato para su look en los Martin Fierro. Recientemente creó una línea de novias que se puede conocer en el exclusivo que acaban de abrir en la ciudad (Rioja 1812).

Las marcas más conocidas como Paruolo, Pepe Cantero, Ricky Sarkany, Valdez e incluso Las Oreiro por ahora no han creado lineas bridal pero siempre tienen modelos en colores neutros que pueden ir muy bien como acompañantes y que, como dije antes, se pueden volver a usar para otra ocasión. De todas formas, yo creo que no va a pasar mucho tiempo para que incorporen uno o dos diseños específicos de novias, sin ir más lejos, Jazmín Chebar sacó un modelo esta temporada que grita NOVIA (ahora se los muestro). 

Si andan dando vueltas por Palermo Soho, hay también miles de locales de diseño independiente que tienen unos modelos divinos, a precio más accesible y súper originales. 

Así que, a buscar y a elegir que buscando se encuentra. Y chequeemos otro ítem de esta larga lista de cosas por hacer que se llama casarse. 

Los soñados Badgley Mischka


Diseños de Lomm


Mary Roose



Las Oreiro

Jazmin Chebar









También te puede interesar:

2 comentarios